A 41 años de la noche de los lápices | La vieja represión, las nuevas luchas

Jueves, 14. Septiembre 2017

En las primeras semanas del mes de septiembre del año 1976 la dictadura de Videla desarrolló una encarnizada cacería de estudiantes secundarios de la ciudad de La Plata.

Los jóvenes de entre 16 y 18 años Horacio Ungaro, María Clara Cocchini, Daniel Alberto Racero, Francisco López Montaner, Claudio De Acha y María Claudia Falcone continúan desaparecidos. Ramón Camps, Jefe de la Policía de la provincia de Buenos Aires, llevó a cabo las detenciones firmadas por los Jefes del Ejército del Batallón 601 y del destacamento de inteligencia 101. Durante el mismo mes se detuvieron a otra veintena de estudiantes, muchos de los cuales continúan desaparecidos. Los estudiantes Eduardo Pintado, Víctor Vicente Marcaciano, Pablo Pastrana -militantes comunistas- y Cristian Krause -sin militancia-, el 1° de septiembre (día de su desaparición) habían sido interrogados por Juan Antonio Stormo, vicerrector del Colegio Nacional de La Plata. La complicidad de los sectores civiles no exculpa las responsabilidades militares y policiales del estado, pero claramente marca la situación política del momento.
Hoy a 41 años, los estudiantes porteños toman escuelas para rechazar otro ataque del gobierno a los planes de estudio (ver nota aparte). La “secundaria del futuro” es otro disparate de los tantos tendiente a la destrucción del sistema educativo estatal y gratuito. Y predestinado al fracaso.
Para enfrentar estas medidas de fuerza de los estudiantes, el “gobierno del diálogo” pretende nada menos que judicializar la protesta, haciendo un instructivo para indicar a los padres, docentes y directivos cómo mandar en cana a los estudiantes. Sin embargo, se multiplican a diario los casos de docentes y directivos, que junto a los padres rescatan a los chicos de las detenciones e intromisiones de la policía dentro de los colegios. Esta es sin lugar a dudas la marca de la época y de la situación política.
A 41 años de la noche de los lápices, una nueva generación de jóvenes lleva en alto las banderas de los estudiantes desaparecidos para enfrentar al actual gobierno de los monopolios.

Carlos Quiroga

Publicado en: 
Jueves, Septiembre 14, 2017 - 09:45

Notas relacionadas

  • Walsh se había criado en el seno de una familia conservadora, de ascendencia irlandesa. Estudió en un colegio de monjas irlandesas y fue interno en una congregación de curas también irlandeses.... Ver más

  • El “porteñazo” de diciembre de 2001 se inscribió en una tendencia de la lucha de clases que hizo su aparición con el Santiagazo de 1993, para desarrollarse con las puebladas de Cutral Có, de... Ver más

  • Asalto al Moncada

    El 26 de Julio de 1953 fue la respuesta del pueblo cubano ante la situación creada por Fulgencio Batista con el golpe de estado el 10 de marzo de 1952 y la búsqueda de un camino a través de una... Ver más